Noticias

Volvo fabricará camiones eléctricos con acero producido a base de hidrógeno verde

27/05/2022


Volvo será el primer fabricante de camiones del mundo en utilizar acero «verde», es decir, acero fabricado sin emplear combustibles fósiles como fuente de energía. La empresa sueca empezará a usar este acero en sus camiones eléctricos este mismo año.

Los camiones eléctricos de gran tonelaje de la compañía sueca serán los primeros en utilizar este material. El acero, producido por la empresa siderúrgica sueca SSAB, se utilizará en los largueros del bastidor del camión, la columna vertebral del camión sobre la que se montan todos los demás componentes principales. A medida que aumente la disponibilidad de acero sin combustibles fósiles, se irá utilizando también en otras partes del camión.

El compromiso de Volvo Trucks, en consonancia con el acuerdo de París, es lograr cero emisiones netas de gases de efecto invernadero en toda la cadena de valor para 2040, a más tardar. Esto significa reducir no solamente las emisiones locales de los vehículos (las emitidas durante la circulación), también durante su fabricación, logística de componentes y gestión posterior (reciclaje).

«Aumentaremos el uso de materiales libres de fósiles en todos nuestros camiones para que sean netos, no sólo en su funcionamiento, sino también en lo que respecta a los materiales con los que están construidos», ha dicho Jessica Sandström, Vicepresidenta Senior de Gestión de Productos de Volvo Trucks. Actualmente, alrededor del 30% de los materiales de un camión nuevo de Volvo son materiales reciclados (incluyendo acero «convencional» reciclado) y el 90% del camión puede reciclarse al final de su vida útil.

El Grupo Volvo se ha decidido a dar este paso después de empezar a colaborar con SSAB en 2021. El año pasado Volvo empezó a utilizar la primera máquina hecha con este acero, un montacargas utilizado en su fábrica.

En lugar de utilizar carbón o gas para calentar los hornos, el acero de SSAB se produce utilizando una tecnología basada en el hidrógeno. El hidrógeno utilizado en el proceso se obtiene por electrólisis del agua con electricidad proveniente de fuentes no fósiles. El hidrógeno puede utilizarse directamente para calentar el acero o almacenarse para un uso posterior. El resultado es un impacto climático mucho menor que el del acero producido convencionalmente.

La introducción a pequeña escala del acero «verde» en los camiones eléctricos de Volvo comenzará en el tercer trimestre de 2022. No obstante, los objetivos de los actores implicados es mucho más ambicioso: las compañías SSAB, LKAB y Vattenfall crearon HYBRIT (Hydrogen Breakthrough Ironmaking Technology) en 2016, con el objetivo de desarrollar una tecnología para la fabricación de hierro y acero sin combustibles fósiles. Su idea es suministrar al mercado acero sin combustibles fósiles y llevar la tecnología a una escala verdaderamente industrial en 2026. Utilizando esta tecnología, SSAB asegura tener el potencial para reducir las emisiones totales de dióxido de carbono de Suecia en aproximadamente un 10% y las de Finlandia en aproximadamente un 7%.


Escrito por: Periodista Electrotransporte
VOLVER